Inicio / Noticias / Promálaga creará un fondo de coinversión para empresas de al menos 1.000.000 €

Promálaga creará un fondo de coinversión para empresas de al menos 1.000.000 €

Entidad promotora

Ayuntamiento de Málaga - Promálaga

El Ayuntamiento de Málaga, a través de la empresa municipal Promálaga, creará un fondo de inversión para empresas de al menos 1.000.000 €. a una nueva línea de apoyo y promoción de startups de la ciudad a través el programa CoInvierte Málaga.

El programa CoInvierte Málaga servirá para apoyar entre 10 y 40 proyectos, y contempla la concesión de préstamos participativos a todas aquellas startups que tengan un proyecto empresarial viable y escalable.

El concejal de Innovación y Nuevas Tecnologías, Mario Cortés, y el portavoz de Ciudadanos en el Ayuntamiento de Málaga, Juan Cassá, han presentado esta mañana el programa CoInvierte Málaga que tiene, entre otros objetivos, el de lograr un desarrollo del ecosistema de inversión en Málaga que ayude a atraer el interés de los inversores especializados en empresas con un elevado potencial de crecimiento. La coinversión se llevará a cabo con socios inversores que hayan sido seleccionados con anterioridad.

CoInvierte se crea bajo el paraguas de “open innovation” o un modelo colaborativo de innovación. La característica principal es que no se trata únicamente de un programa para inyectar capital, sino que aporta un valor añadido en el concepto de “know how”  (forma de transferencia tecnológica y experiencia de los inversores potenciales.

Condiciones de los préstamos. Los préstamos participativos consisten en un tipo de servicio bancario en el que se acuerda el préstamo con una entidad financiera; también  participan en él otras entidades. El importe mínimo del préstamo es de 25.000 € y el importe máximo de 100.000 €.

Un mismo inversor podrá coinvertir en un máximo de cuatro proyectos diferentes por convocatoria, con un importe máximo de inversión de 200.000 €  en total.

Promálaga fija unas condiciones financieras que obligan a los inversores privados que inviertan en las startups a contemplar una serie de reglas:

–Para un importe mínimo de 25.000 € la coinversión privada debe ascender a 25.000 € y ser prestada necesariamente en metálico y escriturada ante notario.

–Las aportaciones no dinerarias podrán ser aceptadas, con la aprobación de Promálaga, siempre y cuando aporten valor al modelo de negocio. Su importe podrá alcanzar como máximo el 50% de la aportación del socio privado para inversiones de más de 50.000€. De esta forma se garantiza una inversión dineraria de al menos 25.000€. Esta aportación debe, también, escriturarse ante notario. Promálaga realizará el desembolso del préstamo una vez que el coinversor haya realizado el desembolso total de su inversión.

En cuanto a los tipos de interés, los intereses que devengue el préstamo se compondrán de dos tramos:

1.-Primer tramo: se devengará y calculará el EURIBOR a un año+1,5 puntos porcentuales. El primer periodo comprenderá desde el día de la formalización del préstamo hasta el 31 de diciembre del mismo año. Los restantes periodos tendrán una duración de un año natural.

2.- Segundo tramo: se devengará y calculará a un tipo nominal anual calculado en base al porcentaje que, en cada ejercicio, represente el resultado del ejercicio completo antes de impuestos sobre los fondos propios medios, es decir a la media aritmética de los fondos propios  al inicio y al final del ejercicio. En el supuesto de que los fondos propios medios fuesen negativos, se considerarán con valor igual a un euro. En caso de que el tipo aplicable a este segundo tramo resultase negativos se considerará como tipo cero.

Con respecto a los plazos de carencia se podrá establecer un plazo de carencia de amortización principal con una duración máxima de 36 meses a contar desde la formalización del préstamo en escritura pública.

Por otra parte, el plazo de amortización de los préstamos concedidos tendrá una duración máxima de siete años, incluido el periodo de carencia.

Startups. Los beneficiarios del programa CoInvierte serán startups innovadoras y/o de base tecnológica con ánimo de lucro, y que tengan un plan de negocio de crecimiento y consolidación. Además estas startups deben presentar un inversor privado acreditado por Promálaga que vaya a aportar, al menos, el mismo importe que se solicita como préstamo.

Se consideran startups innovadoras o de base tecnológica aquellas que cumplan al menos uno de los siguientes requisitos:

  • Realizar proyectos innovadores en cuanto a productos, procesos, marketing u organización.
  • Poder demostrar que, en el futuro, tendrá capacidad para desarrollar, en el futuro, productos y servicios que acrediten mejoras en comparación con otros productos delo mismo sector.
  • Operar en sectores tecnológicos emergentes avanzados en la línea estratégica de la ciudad: Smart City, contenido digital, turismo tecnológico, internet, mobile y e-commerce.
  • Deben tener una actividad basada en la explotación económica de patentes, contratos de licencia o conocimientos tecnológicos mediante el desarrollo de nuevos productos que faciliten su introducción en el mercado.
  • El objeto social debe contemplar la realización de alguna de las siguientes actividades:
  • Investigación, desarrollo o innovación.
  • Realización de pruebas de concepto.
  • Explotación de patentes de invención y, en general, la cesión y explotación de los derechos de la propiedad industrial e intelectual.
  • El uso y el aprovechamiento, industrial o comercial, de las innovaciones, de los conocimientos científicos y de los resultados obtenidos y desarrollados por dichos agentes.

Para poder beneficiarse del programa CoInvierte Málaga, las startups deben acreditar sus condiciones de viabilidad económica y financiera y garantizar que tienen capacidad para reembolsar el préstamo concedido en las condiciones y plazos que se fijan en la convocatoria. Además, y para poder justificar la viabilidad económica y financiera, tendrán que presentar, de manera consensuada con el coinversor un plan de empresa, canvas,  y/o métricas que definan el modelo de negocio.

Por último, la startup debe acreditar que tiene domicilio social y fiscal, un centro de trabajo o centro de investigación y desarrollo en Málaga capital y estar dada de alta en Hacienda y Seguridad Social en el momento de la fecha de solicitud.

Con este nuevo programa Málaga tiende a convertirse en un entorno “entrepreneur-friendly” no sólo para las startups, sino también para inversores y business angels. Estos agentes juegan un papel decisivo en las nuevas startups ya que contribuyen a ayudarles económicamente al tiempo que permiten modelos ágiles de inversión para los nuevos emprendedores tecnológicos.